domingo, 17 de enero de 2010

MOERAKI BOULDER (Nueva Zelanda)


MOERAKI Shouth Island (Nueva Zelanda) 17/01/2010

En la tierra de los terremotos, justo en el cinturón de fuego que circunda al Océano Pacífico, al norte de Dunedin en Nueva Zelanda, también se han encontrado grandes cantidades de esferas de piedra. Los lugareños las llaman Moeraki, en alusión a la playa de nombre homónimo donde se encuentran estas enormes piedras esféricas huecas. Nadie sabe de dónde han salido. Los científicos afirman que son obra de la naturaleza y que las piedras esféricas de este lugar están compuestas por restos de calcio cristalizado de un sedimento mineral de cerca de 60 millones años. Con la erosión de las olas alcanzando la costa y el viento azotando los muros de las paredes verticales de KoeKohe, las esferas fueron una a una descubiertas y liberadas de su apresamiento bajo tierra. Es así­ como los maoríes las descubrieron y recitaron leyendas sobre ellas, más tarde en 1848 W.B.D. Mantell esbozó las piedras en su cuaderno de viajes asombrado por tal rareza natural.



Según las tradiciones orales de la isla los Moeraki son piedras sagradas. Hoy constituyen un importante atractivo turístico de la Isla y están protegidas dentro del dominio de una reserva natural. Los habitantes de South Island afirman que algunas de estas esferas pétreas llegan a alcanzar hasta los 4 metros de diámetro. Las rocas tienen algún tipo de poder magnético, al igual que la piedra esférica que se encuentra en la Isla de Pascua. Según los pascuenses a esa gran piedra esférica la consideraron como el Te henua (el ombligo del mundo). Si sobre cualquiera de estas piedras ubicamos una brújula, ésta comienza a dar vueltas sin parar.
Encontré fotos de esta playa en una guía turística de Nueva Zelanda y enseguida busqué más referencias por la red para conocer mejor su naturaleza y encontré una imagen que me dió la clave para el comienzo del cómic. La imagen que acompaña este texto, con la piedra saliendo... naciendo de la tierra, como un parto de la naturaleza. Kiko da Silva.

3 comentarios:

kingallino dijo...

Por curiosidad, ¿todas estas cosas son una especie de documentación para un futuro cómic o trabajo o algo así?
La verdad está bastante curioso, un saludo!

Enrique dijo...

¡Pero bueno, qué es eso de que "Nadie sabe de dónde han salido"! Las piedras de Moeraki son nódulos de tipo septaria. Podéis buscar este tipo de formaciones en internet. Los de la playa de Moeraki son gigantes, sí, pero nódulos de origen natural geológico. Se formaron durante el enterramiento de las rocas, por cementación del sedimento con la calcita, y luego el oleaje las erosiona de la costa y ruedan a la playa. La Naturaleza es así de espectacular.

Ana Rosa Barrantes Espinoza dijo...

Que interesante de niña encontraba muchas esferas de tierra pequeñas y nunca supe su origen.